Japón se enorgullece de compartir su conocimiento para salvar vidas con sus vecinos de Asia Pacífico. Se basa en el concepto de "inochi-tendenko"; cuando ocurre un terremoto, corres rápido hacia un terreno más alto. © Pam Joy / Shutterstock.com

"Recuerdo vívidamente cómo el tsunami se tragó mi ciudad", dice Yu Saeki. “Fue absolutamente desgarrador, irreal, increíble. Nunca podré olvidar esa imagen”.

El Sr. Saeki, quien es entrenador del Club de Rugby y Fútbol Kamaishi Seawaves, estaba en el trabajo cuando ocurrió el terremoto de magnitud 8.9, a las 2:46 de la tarde del 11 de marzo de 2011.

Fue seguido por un violento tsunami que envolvió por completo la ciudad portuaria de Kamaishi en el noreste de Japón. Murieron más de 1.000 personas de una población de poco más de 35.000.

Fue el terremoto más poderoso registrado en Japón, y el sexto más grande desde 1900, cuando comenzaron los registros sismológicos. Los informes de la altura de la ola oscilaron de entre siete a diez metros.

Ocho años después, la ciudad se ha reconstruido y es uno de los 12 lugares donde se celebra la Copa Mundial de Rugby 2019. El Estadio en Conmemoración de la Recuperación de Kamaishi es completamente nuevo y acogedor, una señal para los fanáticos de los deportes locales e internacionales de que la ciudad está en camino a recuperarse.

El 25 de septiembre, una ansiosa multitud de 14.000 fanáticos se agolpó en el estadio para ver el primer partido donde Uruguay venció por poco a Fiji, 30-27.

Reconstruir y recuperar

Antes de que sonara el silbato para el comienzo del partido, Frank Lomani, el medio scrum de Fiji dijo: "[Jugar en Kamaishi] es muy especial para nosotros, porque hemos venido aquí y hemos sido testigos de lo que significa la verdadera supervivencia al desastre, de cómo se reconstruyen y se recuperan".

Japón es una de las naciones más propensas a los desastres en el planeta, por lo que también está aprovechando la oportunidad que ofrece la Copa Mundial y el foco deportivo internacional para promover la preparación ante emergencias.

Gracias al apoyo del Gobierno de Japón, el PNUD está capacitando a más de 60.000 estudiantes y maestros de más de 100 escuelas en 18 países de la región de Asia Pacífico para responder a una alerta de tsunami.

Al lanzar su iniciativa #PrepareToWin (prepararse para ganar), el PNUD apoyará a varios países de la región en la organización de simulacros de preparación alrededor del 13 de octubre, que es el Día Internacional de Reducción del Riesgo de Desastres y también la fecha del segundo partido de la Copa Mundial en Kamaishi, con Namibia contra Canadá.

En los últimos 100 años, 58 tsunamis han matado a más de 260.000 personas, más que cualquier otro peligro natural. No se pueden predecir y, a menudo, vienen con muy poca advertencia. Más del 70 por ciento de todos los tsunamis han ocurrido en el Océano Pacífico, alrededor del "Anillo de Fuego del Pacífico" propenso a los terremotos.

Corre a un terreno más alto

Japón se enorgullece de compartir su conocimiento que salva vidas con sus vecinos de Asia Pacífico. Se basa en el concepto de "inochi-tendenko": cuando ocurre un terremoto, corres rápido hacia un terreno más alto lo antes posible.

"Un dicho local nos dice que 'corramos solos y protejamos nuestra propia vida'. Esta lección todavía es válida hoy y debe transmitirse”, dice el Sr. Saeki.

La Carta del Ciudadano de Kamaishi para la gestión de desastres se promulgó en marzo de este año con un eslogan simple. "Ante cualquier desastre, prepárese, evacue, no regrese y mantenga las historias vivas", dijo el alcalde Takenori Noda.

"No volver" fue un consejo que le salvó la vida al Sr. Saeki en 2011. Como la mayoría de las personas en Kamaishi que sobrevivieron, corrió lo más rápido que pudo a un terreno más alto. Estaba a punto de regresar a la ciudad antes de que se levantara la advertencia de emergencia. Afortunadamente, alguien le dijo que esperara. "No estaría aquí hoy si no fuera por este consejo", dijo.

La fiebre del rugby

Mientras Kamaishi se prepara para organizar su segundo partido, la fiebre del rugby se ha apoderado de Japón debido a la sorprendente victoria de la selección nacional contra Irlanda, número uno, y a un try a los 59 minutos por Kenki Fukuoka.

El rugby es una plataforma ideal para mantener las historias vivas, y el Sr. Saeki está encantado de poder desempeñar su papel.

Él dice que “lo que podemos hacer es muy poco. Pero lo que hacemos a través del deporte tiene su poder. Y sobrevivimos, estamos vivos, hemos pasado por el desastre y hemos mantenido nuestras vidas”.

"Nunca podré olvidar esa imagen”, dice Yu Saeki, entrenador del Club de Rugby y Fútbol Kamaishi Seawaves. Foto: PNUD/Kikawada-san
Icon of SDG 17

PNUD En el mundo