Con 1 millón de botellas de plástico que se compran cada minuto y hasta 5 billones de bolsas de plástico desechables que se usan cada año, la contaminación por plásticos está amenazando nuestros ecosistemas, la biodiversidad y nuestra salud a un ritmo y escala sin precedentes. Foto: PNUD.

 

Proteger el medio ambiente y dejar un planeta próspero a las generaciones futuras está, literalmente, en tus manos.

Se podría pensar que estas metas son muy ambiciosas o muy complicadas para resolverlas por tu propia cuenta, pero en este Día Mundial del Medio Ambiente, puedes asumir un sencillo compromiso personal para luchar contra la contaminación por plásticos y evitar el uso de plástico de un solo uso.

Puede que no sepas lo que es el plástico de un solo uso, pero es muy probable que lo hayas usado hace poco cuando bebiste agua embotellada o una gaseosa, usaste una pajita de plástico, pusiste verduras del mercado en una bolsa o simplemente agitaste tu café.  

De hecho, el plástico de un solo uso se utiliza de manera tan extensa, que una isla masiva de plástico de tres veces el tamaño de Francia está flotando actualmente entre California y Hawai, y recientemente se encontró una bolsa de plástico a casi 11 kilómetros de profundidad en la Fosa de las Marianas. 

El asunto se agrava pues el 83% de nuestra agua del grifo contiene partículas plásticas y sus químicos tóxicos pueden estar viajando por nuestro torrente sanguíneo.

Con un millón de botellas de plástico que se compran cada minuto y hasta cinco billones de bolsas de plástico desechables que se usan cada año, la contaminación por plásticos está amenazando nuestros ecosistemas, la biodiversidad y nuestra salud a un ritmo y escala sin precedentes. 

Únete al movimiento mundial y asume el compromiso personal de "rehusar lo que no puedes reutilizar".

La Tierra no es un planeta de un solo uso, y tus acciones pueden hacer la diferencia.

PNUD En el mundo