Ébola: PNUD llama a las comunidades a hacer más

13-oct-2014

Sesión de capacitación sobre prevención del ébola en Monrovia, Liberia. Foto: Kate Wingard

Freetown, Sierra Leona, 13 de octubre - Las asociaciones locales tienen la llave para derrotar al ébola en Sierra Leona, Guinea y Liberia, afirmaron funcionarios para el desarrollo de las Naciones Unidas al finalizar su visita a Freetown.

"Lo que vemos en Freetown es un excepcional espíritu de autosuficiencia que conquista cuerpo y alma en la lucha contra esta devastadora enfermedad. Este esfuerzo exige apoyo urgente y a gran escala para poner fin a la crisis", advirtió Magdy Martínez-Solimán, Subsecretario General de las Naciones Unidas y Director de Políticas y  Apoyo de Programas del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

"Las comunidades tienen un sólido compromiso", agregó el funcionario de las Naciones Unidas, "y estamos colaborando activamente con estas y  las autoridades nacionales para fortalecer la respuesta y reincorporar a los sobrevivientes, reconstruir mejor y, en última instancia, recuperar y mejorar los medios de subsistencia. No cabe duda de que lograremos poner fin a esta crisis", aseguró.

El 11 de octubre la delegación visitó a dirigentes comunitarios de la pobre y superpoblada zona de Mabella, en Freetown, y hablaron con algunos de los 200 voluntarios apoyados por el PNUD que dirigen las actividades de educación y difusión en los barrios.

Como parte de esa iniciativa comunitaria, que ya ha llegado a 500.000 personas, el PNUD está trabajando en colaboración con la organización no gubernamental nacional “One Family People” para brindar apoyo a 45 centros para personas con discapacidad en todo el país. Mujeres y hombres con una variedad de discapacidades están tomando la iniciativa en la impresión de folletos en braille, mientras cantan mensajes a sus compañeros con discapacidad visual y luchan contra el estigma. El PNUD también está colaborando con 1.000 jinetes Okada (conductores de mototaxis) en la distribución de kits de higiene para el ébola, quienes además explican a sus clientes distintos modos de evitar contraer la enfermedad.

Junto con la ejecución de su programa de participación con la comunidad, el PNUD en Sierra Leona trabaja con las fuerzas armadas en la capital. El objetivo es implementar procedimientos operativos estándar en los puestos de control y las zonas de cuarentena y seguridad para que tomen en cuenta el respeto de los derechos humanos y necesidades físicas,  como el acceso a alimentos y agua.

Durante su visita, el grupo estuvo en un centro de tratamiento del ébola en Lakka, en las afueras de Freetown, y posteriormente se reunió con funcionarios del gobierno, entre ellos el Presidente de la nación, Ernest Bai Koroma; funcionarios de la Oficina de Seguridad Nacional de Sierra Leona, así como el coordinador nacional de operaciones relacionadas con el ébola; y representantes internacionales, como Paul Farmer, Asesor Especial del Secretario General de las Naciones Unidas sobre Medicina Comunitaria.

La crisis desatada por el virus del ébola en Sierra Leona ha interrumpido la producción y el comercio de alimentos y otros bienes, ha cerrado empresas y ha hecho imposible que miles de mujeres y hombres logren acceso a la atención médica. La agricultura, minería, construcción y servicios se cuentan entre los sectores más afectados.

En Freetown, una de las consecuencias más visibles del brote ha sido el cierre de casi todos los bares, restaurantes y discotecas. Esto ha obligado a la cervecería más grande del país a reducir las operaciones, lo que ha generado una  pérdida de 24.000 puestos de trabajo en la cadena de suministro. Según el PNUD, este número es apenas una pequeña parte del aumento en las pérdidas de puestos de trabajo previstas durante esta crisis.

El equipo se encuentra ahora en Liberia y viajará a Dakar el 14 de octubre para reunirse con el Director del PNUD para África, Abdoulaye Mar Dieye, y jefes regionales de los organismos de las Naciones Unidas. Dieye ha encabezado una visita complementaria a Accra, Ghana, donde se ha establecido la nueva Misión de las Naciones Unidas para la Respuesta de Emergencia contra el Ébola (UNMEER).

El viernes se reunió con el Presidente de Ghana, John Dramani Mahama, (quien también es presidente de la Comunidad Económica de los Estados del África Occidental [CEDEAO]) para analizar puntos referentes al apoyo de las Naciones Unidas en el marco de la crisis en el África occidental. El presidente Mahama destacó la necesidad de ampliar la escala de la respuesta rápida de emergencia a los países más afectados.

Información de contacto

Nicolas Douillet, Especialista de Comunicaciones , PNUD África
Tel: +1.917.701.1520 - Email: nicolas.douillet@undp.org

Sandra Macharia, Asesor Regional de Comunicaciones, PNUD Nueva York
Tel: +1.212.906.5377 - Email: sandra.macharia@undp.org

PNUD En el mundo