El PNUD en acción

Woman in Viet Nam build an oven
Gracias a un microcrédito la Sra.Lien de Viet Nam pudo construir un horno para ladrillos, comenzar un negocio, y enviar a sus hijos a la escuela.


Problemática

Del mismo modo que los países en desarrollo están integrados en la economía mundial – a través del comercio, las migraciones y la inversión – también están cada vez más expuestos a los altibajos de las economías del mundo desarrollado. Como resultado, 1,4 mil millones de personas viven con sólo poco más de un dólar al día.

Sin los sistemas de protección que existen en países más ricos, las naciones más pobres quedan totalmente expuestas a los impactos de pérdidas masivas de empleo, envíos de dinero reducidos, un comercio colapsado y precios volátiles de los artículos de consumo, lo que resulta en que más familias quedan expuestas a la extrema pobreza.

Cómo trabaja el PNUD
Toda labor del PNUD se centra esencialmente en la reducción de la pobreza y el logro de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM). El apoyo a las instituciones y a los procesos de gobernanza democrática permite a los más pobres hacer oír su voz y les brinda la oportunidad de construir un futuro mejor para ellos y sus comunidades.

El trabajo del PNUD para la mitigación de la crisis y la recuperación después de estas siempre se centra en las necesidades de los más vulnerables, dado que son los más afectados por los conflictos y los desastres naturales. La pérdida de la diversidad biológica y los efectos del cambio climático perjudican especialmente los medios de subsistencia y el futuro de los más pobres del mundo, por lo cual la labor del PNUD en estas esferas es cada vez más importante.

La inversión en la reducción de la vulnerabilidad de esos países, la protección de los logros que ya se han alcanzado y el hacer un último esfuerzo por cumplir con lo prometido y alcanzar los ODM para 2015, adquiere una importancia renovada.

Enfoque global del PNUD
En calidad de socio multilateral de confianza que sirve a 177 países y territorios en desarrollo por todo el mundo, el PNUD se centra en ayudar a defender el cambio, poner a los países en contacto con los conocimientos y recursos que necesitan, y en coordinar los esfuerzos de las Naciones Unidas en este ámbito

La organización invierte aproximadamente mil millones de dólares cada año para luchar contra la pobreza y hacer progresos para alcanzar los ODM.
Esto incluye:

  • apoyar la promoción y la concienciación en materia de ODM, las políticas innovadoras, las reformas y opciones de financiación
  • compartir experiencias diversas de políticas
  • ayudar a los países a hacer el seguimiento de su progreso
  • llevar a cabo operaciones que ayuden a los gobiernos a adaptar los ODM a sus circunstancias y desafíos específicos.

El desarrollo “humano” es la clave del trabajo del PNUD. El crecimiento económico no creará empleo y disminuirá la pobreza a menos que se trate de un crecimiento económico inclusivo, donde las necesidades de los pobres y de los marginados estén en el foco de atención. Los estudios muestran que cuando hombres y mujeres tienen las mismas oportunidades y libertades, el crecimiento económico se acelera y los promedios de pobreza caen más rápidamente.

Desde el PNUD se ayuda a los gobiernos a medir y comprender la pobreza, y a mostrar a la sociedad civil cómo interpretar y usar las estadísticas pertinentes. También se ayuda a desarrollar las capacidades de los gobiernos nacionales para formular, planificar, presupuestar e implementar sus propias políticas de desarrollo humano, promoviendo las políticas macroeconómicas y fiscales dirigidas a alcanzar los ODM, y destacando la importancia de las inversiones públicas en infraestructura y servicios sociales.

Como parte de los esfuerzos de la organización por reducir la pobreza en todo el mundo, el PNUD trata de que el comercio mundial sea útil para todos. Se ayuda a los gobiernos de los países en desarrollo a comprender las implicaciones del comercio en la pobreza y el empleo, y a utilizar ese conocimiento en las negociaciones comerciales y para formular políticas domésticas.

Con la ayuda de mejores productos, el PNUD también asegura a los agricultores de los países en desarrollo un mejor acceso y más estable a los mercados. El PNUD promueve una mayor asistencia para ayudar a los países a alcanzar sus metas, especialmente en momentos en los que la situación amenaza con multiplicar los desafíos para los países más pobres. El PNUD ya trabaja con países tales como la República Centroafricana, Liberia, Rwanda, Sierra Leona, Tanzania y Togo haciendo que una mayor asistencia estimule el desarrollo humano. Se promueve la intervención de nuevos actores, incluyendo el sector privado. El PNUD respaldó el establecimiento del primer mercado de productos básicos de Etiopía, una colaboración innovadora entre entidades públicas y privadas que ha modernizado la comercialización de productos agrícolas vinculando a los agricultores, los comerciantes, los compradores y los exportadores en un único mercado de intercambio donde se relacionan personalmente. Se estima que actualmente unos 850.000 agricultores, alrededor del 12% del total nacional, se benefician del Mercado Etíope de Productos Básicos, que en enero de 2011 cumplió mil días de funcionamiento y en el que se realizaron transacciones de productos básicos por más de 1.000 millones de dólares. Actualmente el Mercado tiene 450 miembros y 5.400 clientes, y supervisa un promedio de 14.527 transacciones por día.

El PNUD reúne a los países en desarrollo para encontrar ‘soluciones sur-sur, de modo de que una innovación en Mongolia pueda contribuir a una solución en México o Mozambique. El Centro Internacional de la Pobreza, que es un “think tank” mundial sobre la pobreza administrado por el PNUD y sus socios, ayudó a los responsables de las políticas de Viet Nam, Tanzania y África del Sur a aprender de las experiencias de Brasil y de otros países latinoamericanos. Sus investigaciones sobre las políticas centradas en ayudar a los pobres llegan a investigadores y especialistas en 189 países.

Vigilancia y Evaluación de la Pobreza
Los gobiernos deben conocer los problemas a los que se enfrentan para poder abordarlos. Con este fin, el PNUD trabaja con los gobiernos de los países en desarrollo para establecer sistemas integrales de evaluación y vigilancia de la pobreza, desde censos básicos hasta herramientas más amplias que proporcionan datos fidedignos y oportunos sobre la pobreza y la desigualdad.

Mercados inclusivos y medios de vida sostenibles
Los mercados inclusivos brindan a las personas sumidas en la pobreza la oportunidad de participar en empresas privadas y beneficiarse de estas. No obstante, con frecuencia las pequeñas y medianas empresas carecen del capital humano, redes y recursos financieros necesarios para crecer, especialmente en vista de los intereses privados monopólicos u oligárquicos que utilizan su poder para reprimir la competencia y las iniciativas locales.

La mujer y la pobreza
No puede negarse que toda iniciativa de reducción de la pobreza no sólo debe incluir a las mujeres, sus preocupaciones y sus prioridades, sino que también en muchos casos, debe dirigirse a ellas como principales beneficiarias. El PNUD aborda el desequilibrio de género y el empoderamiento de la mujer en todas sus prácticas, incluida su labor relacionada con los medios de vida y la generación de ingresos.