Oportunidades para una nueva vida en Uruguay

hombres en computadoras
Los detenidos en el penitenciario de Punta de Rieles reciben entrenamiento para desarrollar sus habilidades. Foto: PNUD Uruguay

Faltan sólo unos pocos días para que Walter Paparamborda abandone el centro de rehabilitación de Punta de Rieles, donde ingresó en 2011. Espera salir de prisión con nuevas destrezas adquiridas en herrería, gracias a su participación en el programa de competencias laborales perteneciente al nuevo programa de reformas del sistema penitenciario de Uruguay.

Ahora será capaz de ganar un salario. “Este trabajo es una buena oportunidad para mí y me gustaría aprovecharlo al máximo, para estar con mis hijas, mi mujer y mi familia. Para ser reinsertado en la sociedad”, dice.

Aspectos destacados

  • Punta de Rieles tiene 22 programas en los que participa el 85% de los internos.
  • Las tasas de reincidencia de Uruguay cayeron de 70% en 2005 a 53% en 2015. En Punta de Rieles es de solo el 2%.
  • En 2015, 201 prisioneros salieron de prisión y solo 4 reincidieron.
  • 360 personas realizan pasantías, tanto en el sector público como privado.
  • 400 personas que participan en cuidados directos de los internos fueron capacitadas.

El programa de competencias laborales forma parte del “Programa de Justicia e Inclusión”, llevado a cabo por el Gobierno de Uruguay con el apoyo de la Unión Europea, la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS). El objetivo es proteger los derechos humanos de los detenidos y mejorar la cohesión social a través de un sistema penitenciario y de justicia juvenil eficiente.

El programa capacita a los reclusos en diversas profesiones, como carpintería, cultivos hidropónicos y de huerto ecológico, ciencias de la información y construcción. Los talleres de búsqueda de empleo enseñan a los reclusos a preparar un currículo al tiempo que les enseñan opciones vocacionales. Además, se llevan a cabo diálogos para mejorar la coordinación entre los distintos actores del sistema penitenciario, incluidos profesores, policías y agentes penitenciarios.

Los programas educativos penitenciarios de alta calidad son la clave para las políticas públicas en materia de paz y seguridad que ayudan a reducir la reincidencia de la población carcelaria y la violencia en las calles.

Alejandro González ha pasado casi la mitad de sus 42 años entre barrotes. “Después de más de 16 años en otras prisiones, hoy estoy en un sistema libre que nos da la posibilidad de trabajar y estudiar. No hay comparación posible con otras cárceles”, dice.

Las malas condiciones de las cárceles es frecuente en varios países, pero en Uruguay el Gobierno está al tanto del problema y trabajara para resolverlo. Con el apoyo de las agencias de las Naciones Unidas y la Unión Europea, el Gobierno puso en marcha reformas en el sistema penitenciario y un programa de apoyo a la inclusión social de los detenidos.

Los funcionarios del sistema penitenciario elaboraron directrices para las actividades diarias de los presos y los programas educativos, con foco en los derechos humanos. Unas 400 personas que participan en el cuidado directo de los presos fueron capacitadas para asegurar la sostenibilidad de los programas de educación y empleo.

Los resultados son prometedores, especialmente en lo referente a la integración social de los detenidos a través del trabajo y la educación, el apoyo comunitario y la asistencia a las familias de los internos. Actualmente 360 personas realizan pasantías, tanto en el sector privado como público. La tasa de reincidencia ha disminuido del 70% en 2005 al 53% en 2015. Este descenso es incluso mayor entre los internos que han formado parte de los programas de becas, donde la tasa de reincidencia es del 6 %.

“Tenemos que poner fin a la masificación. Nuestra meta más ambiciosa es brindar a los detenidos nuevas destrezas y trabajos para que puedan empezar una nueva vida cuando salgan de prisión”, asegura el ministro del Interior de Uruguay, Eduardo Bonomi.

Ney Cafazo Barboza fue transferido al centro de rehabilitación de Punta de Rieles para cumplir el resto de su condena mientras enseña a estudiantes de otras prisiones. Da clases a 225 prisioneros divididos en grupos de 15, en clases con computadores de segunda mano donados.

“Desarrollo programas de gran eficacia para enseñar tecnología de la información en prisiones”, cuenta Barboza.

Aún le quedan dos años más en prisión y espera utilizar sus nuevas destrezas para construir una vida nueva y productiva cuando obtenga la libertad. “Entre mis planes de futuro está el demostrar a mi familia que de lo malo se puede sacar algo bueno”, concluye.

PNUD En el mundo

A

Afganistán Albania Algeria Angola Arabia Saudita Argentina Armenia Azerbaiyán

B

Bahrein Bangladesh Barbados Belarús Belice Benin Bhután Bolivia Bosnia y Herzegovina Botswana Brasil Burkina Faso Burundi

C

Cabo Verde Camboya Camerún Chad Chile China Chipre Colombia Comoras Congo (República del) Congo (República Democrática del) Corea (República Popular Democrática de) Costa Rica Côte d'Ivoire Croacia Cuba

D

Djibouti

E

Ecuador Egipto El Salvador Emiratos Arabes Unidos Eritrea Etiopía

F

Filipinas

G

Gabón Gambia Georgia Ghana Guatemala Guinea Guinea Bissau Guinea Ecuatorial Guyana

H

Haití Honduras

I

India Indonesia Irán Iraq

J

Jamaica Jordania

K

Kazajstán Kenya Kirguistán Kosovo (según Res 1244 del Consejo de Seguridad ONU) Kuwait

L

Lao RDP Lesotho Líbano Liberia Libia

M

Macedonia (ex República Yugoslava de) Madagascar Malasia Malawi Maldivas Malí Marruecos Mauricio y Seychelles Mauritania México Moldova Mongolia Montenegro Mozambique Myanmar

N

Namibia Nepal Nicaragua Níger Nigeria

O

Oficina del Pacífico

P

Pakistán Panamá Papua Nueva Guinea Paraguay Perú Programa de Asistencia al Pueblo Palestino

R

República Centroafricana República Dominicana Rusia Federación de Rwanda

S

Samoa Santo Tomé y Príncipe Senegal Serbia Sierra Leona Siria Somalia Sri Lanka Sudáfrica Sudán Sudán del Sur Suriname Swazilandia

T

Tailandia Tanzania Tayikistán Timor-Leste Togo Trinidad y Tabago Túnez Turkmenistán Turquía

U

Ucrania Uganda Uruguay Uzbekistán

V

Venezuela Viet Nam

Y

Yemen

Z

Zambia Zimbabwe