Calor de hogar para familias desplazadas en Ucrania

Children displaced by conflict in eastern Ukraine
Larysa, de 3 años, y Yuliya, de 4, cortan las cintas azules durante la inauguración de un centro para desplazados internos en la región de Kharkiv, Ucrania. Foto: PNUD Ucrania

Larysa, de 3 años, y Yuliya, de 4, sonríen tímidamente a la multitud a su alrededor. Las cámaras de televisión tratan de captar a las niñas cortando las cintas azules durante la inauguración de un centro para desplazados internos en la tranquila ciudad de Balaklia, en la región de Kharkiv, Ucrania.

En los últimos meses, las niñas vieron cómo sus vidas daban un vuelco. Los bombardeos masivos destruyeron sus casas, forzando a sus familias a vivir en sótanos sin agua, electricidad o calefacción durante más de 10 días. Luego, fueron evacuados por los militares y voluntarios a Kharkiv, una región vecina.

Aspectos destacados

  • Dos millones de personas que se han visto obligadas a abandonar sus viviendas desde el inicio del conflicto en el este de Ucrania desde mediados de 2014.
  • Junto con el Gobierno, los donantes y la sociedad civil, el PNUD ha puesto en marcha programas de apoyo generalizado y recuperación temprana para los desplazados.
  • Más de 80.000 personas recibieron alimentos, vestuario y ropa de cama a través de un proyecto de asistencia humanitaria financiado por la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.
  • Con el apoyo financiero de la Unión Europea, el PNUD también trabaja con las autoridades locales para proveer viviendas y servicios sociales a unas 40.000 personas en la regiones con mayor cantidad de desplazados.

La historia de Larysa y Yuliya es típica entre los dos millones de personas que se han visto obligadas a abandonar sus viviendas desde el inicio del conflicto en el este de Ucrania desde mediados de 2014. Las niñas ahora viven seguras en una ex escuela de deportes, transformada en refugio para más de 60 familias desplazadas.

“Ayudamos a ucranianos que se encuentran en grandes dificultades causadas por el conflicto armado”, dice el Coordinador Residente de la ONU y Representante Residente del PNUD en Ucrania, Neal Walker. “Entre nuestras prioridades están restaurar las infraestructuras sociales fundamentales y el trabajo efectivo de los gobiernos locales, crear empleo y alentar el emprendimiento entre los desplazados internos y las comunidades anfitrionas, promoviendo la paz y la reconciliación.”

Junto con el Gobierno, los donantes y la sociedad civil, el PNUD ha puesto en marcha programas de apoyo generalizado y recuperación temprana para los desplazados. Más de 80.000 personas recibieron alimentos, vestuario y ropa de cama a través de un proyecto de asistencia humanitaria financiado por la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.

Con el apoyo financiero de la Unión Europea, el PNUD también trabaja con las autoridades locales para proveer viviendas y servicios sociales a unas 40.000 personas en 50 centros recientemente renovados en las siete regiones que acogen a la mayor cantidad de desplazados. Además, el apoyo del PNUD va más allá de la asistencia humanitaria inmediata, creando una base para una recuperación sostenible a más largo plazo.

Muchos de los desplazados son personas mayores, discapacitados o familias. Reciben cuidados médicos, servicios sociales y formación vocacional para ayudarlos a adaptarse y ganarse la vida. Los proyectos del PNUD también apuntan a restablecer o fortalecer la cohesión social en las comunidades afectadas.

Ante las hostilidades que perduran y el costo de la vida que aumenta constantemente, encontrar un empleo adecuado es una preocupación constante para la mayoría de los ucranianos. Esto resulta especialmente difícil para los desplazados, que han sido separados de sus redes sociales y profesionales.

Los jóvenes, en particular, encuentran una dificultad extraordinaria para hacer despegar sus carreras. “Es siempre difícil para ellos encontrar el primer empleo, pero se vuelve doblemente difícil cuando el joven se ve forzado a migrar”, asegura el responsable del proyecto del PNUD, Ruslan Fedorov. “Por eso es tan importante apoyar proyectos que faciliten el empleo para esos jóvenes.”

El PNUD se asoció con el Free People Employment Centre, una ONG local que organiza programas de formación educacionales y profesionales. El Centro ha trabajado con 5.000 desplazados, 1.500 de los cuales han encontrado trabajo estable. “La situación en Crimea me forzó a abandonar mi ciudad para ir a Kyiv. Aquí estoy sola, sin familia ni trabajo”, cuenta Karina Kutsuruba (22), quien participó en uno de los cursos de la ONG. “Ahora tengo un trabajo [en una agencia de publicidad] sobre el que antes sólo hubiese podido soñar. Quiero decir a los demás desplazados que nunca se den por vencidos, no importa lo difícil que parezca la situación en un comienzo.”

El Organismo para los Refugiados de la ONU (UNHCR, por sis siglas en inglés) estima que más de 50 millones de personas en el mundo se han visto forzadas a abandonar sus casas debido a la guerra o abusos de los derechos humanos. El Tema para el Día Mundial de los Refugiados 2015 es “personas ordinarias viviendo en tiempos extraordinarios”.

Karina, Larysa, Yuliya y otros desplazados en Ucrania son personas ordinarias que se vieron envueltos en el conflicto armado en el este de Ucrania. Encontrar un empleo decente y un lugar seguro para vivir es esencial para volver a comenzar.

PNUD En el mundo

A

Afganistán Albania Algeria Angola Arabia Saudita Argentina Armenia Azerbaiyán

B

Bahrein Bangladesh Barbados Belarús Belice Benin Bhután Bolivia Bosnia y Herzegovina Botswana Brasil Burkina Faso Burundi

C

Cabo Verde Camboya Camerún Chad Chile China Chipre Colombia Comoras Congo (República del) Congo (República Democrática del) Corea (República Popular Democrática de) Costa Rica Côte d'Ivoire Croacia Cuba

D

Djibouti

E

Ecuador Egipto El Salvador Emiratos Arabes Unidos Eritrea Etiopía

F

Filipinas

G

Gabón Gambia Georgia Ghana Guatemala Guinea Guinea Bissau Guinea Ecuatorial Guyana

H

Haití Honduras

I

India Indonesia Irán Iraq

J

Jamaica Jordania

K

Kazajstán Kenya Kirguistán Kosovo (según Res 1244 del Consejo de Seguridad ONU) Kuwait

L

Lao RDP Lesotho Líbano Liberia Libia

M

Macedonia (ex República Yugoslava de) Madagascar Malasia Malawi Maldivas Malí Marruecos Mauricio y Seychelles Mauritania México Moldova Mongolia Montenegro Mozambique Myanmar

N

Namibia Nepal Nicaragua Níger Nigeria

O

Oficina del Pacífico

P

Pakistán Panamá Papua Nueva Guinea Paraguay Perú Programa de Asistencia al Pueblo Palestino

R

República Centroafricana República Dominicana Rusia Federación de Rwanda

S

Samoa Santo Tomé y Príncipe Senegal Serbia Sierra Leona Siria Somalia Sri Lanka Sudáfrica Sudán Sudán del Sur Suriname Swazilandia

T

Tailandia Tanzania Tayikistán Timor-Leste Togo Trinidad y Tabago Túnez Turkmenistán Turquía

U

Ucrania Uganda Uruguay Uzbekistán

V

Venezuela Viet Nam

Y

Yemen

Z

Zambia Zimbabwe