• Camino a Río: ¿Qué debería reemplazar a los ODM? | Rebeca Grynspan

    01 may 2012

    Trabajadora de “Cooperative Café Timor”, el mayor empleador de Timor Leste, deja caer  un puñado de granos de café de sus manos (UN Photo/Martine Perret)
    Trabajadora de “Cooperative Café Timor”, el mayor empleador de Timor Leste, deja caer un puñado de granos de café de sus manos (UN Photo/Martine Perret)

    Las principales metas de los Objetivos de desarrollo del Milenio (ODM) son tan relevantes hoy como ayer: liberar a la población mundial del hambre y la pobreza, garantizar que puedan vivir vidas saludables, que tengan acceso a educación básica, a saneamiento, a agua limpia para beber, y que los hombres y las mujeres tengan los mismos derechos. Los ODM sitúan el desarrollo humano en el corazón del debate.

    Se han logrado muchos progresos como: se ha reducido la pobreza extrema a la mitad y se ha ampliado el acceso a fuentes mejoradas de agua, se ha reducido la mortalidad infantil en unas 12.000 muertes diarias de niños, se ha multiplicado por 13 la cantidad de personas que reciben terapia antirretroviral para el VIH/SIDA y se han dado importantes pasos para alcanzar la educación primaria universal en algunos de los países más pobres.

    Sin embargo, todavía nos quedan cosas por hacer a partir de 2015. Tenemos mucho camino por recorrer para alcanzar algunos objetivos y metas, incluyendo reducir la mortalidad materna y empoderar a las mujeres y a las niñas. La pobreza extrema sólo se ha reducido a la mitad comparando las cifras de 1990, pero no se ha erradicado. Alcanzar los ODM en la fecha límite debe seguir siendo una prioridad, y la comunidad internacional no debe perder su perspectiva y su rumbo para lograr los ODM en 2015. 

    En la planificación de la agenda post 2015 debemos asegurarnos de llegar a los que han quedado relegados o que corren el riesgo de serlo: los más pobres de entre los pobres y los desfavorecidos, estigmatizados o discriminados a causa de su sexo, edad, raza, etnia, lugar de residencia o discapacidad. La lucha contra la desigualdad debe ser considerada tan importante como el mejorar “el promedio” del nivel de vida de las personas.

    El PNUD, llevando la delantera del Grupo de las Naciones Unidas para el Desarrollo, espera una participación activa de parte de la sociedad civil y de los ciudadanos en la discusión de la agenda del desarrollo para después de 2015 o cuando la Declaración de Río pregunte cuál es “El futuro que Queremos”.  

    Desde nuestro punto de vista, este futuro deberá destacar por un crecimiento económico inclusivo y verde, protección social para todos, y preservación de nuestros bienes comunes, el legado que hemos heredado y que hemos prometido compartir con las generaciones futuras. También deberá estar alineado con la discusión y los resultados de Rio+20 de junio de 2012.

    Rebeca Grynspan
    Secretaria General Adjunta de la ONU y Administradora Asociada del PNUD

    Cuéntanos: ¿Qué debería reemplazar a los ODM?


Sobre la Autora
thumbnail

Rebeca Grynspan es Secretaria General Adjunta de la ONU y Administradora Asociada del PNUD. Además, fue Representante Delegada de la ONU en la Comisión Interina para la Reconstrucción de Haití.

 

Síguele en Twitter: @RGrynspan

saber más
Progreso de los ODM
thumbnail

Con meta en 2015, los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) proporcionan un marco a toda la comunidad internacional para trabajar juntos hacia un objetivo común, asegurándose de que el desarrollo humano llegue a todas partes.

SABER MÁS
Síguenos