Blog


Juventud marginada: el punto débil del despertar africano

por

youth innovationJóvenes aprenden habilidades de TI en un centro de entrenamiento en Makeni, Sierra Leona. Foto: Natsuko Kaneyama/PNUD.

África atraviesa por un período de desempeño económico excepcional, pero los niveles sorprendentes de crecimiento todavía no se traducen en un mayor desarrollo humano para todos. En otras palabras, el crecimiento no es inclusivo.

El mayor obstáculo para la prosperidad, productividad y estabilidad a largo plazo en África es la crisis que enfrentan los jóvenes: ellos están marginados económica, social y políticamente. Este fracaso en lo que respecta a una juventud creciente e inquieta es el punto débil del "despertar de África". 

La falta de oportunidades para la mayoría de los jóvenes africanos se manifiesta de tres maneras: 

Desempleo: la agenda de transformación de África se ve amenazada por un alto nivel de desempleo, especialmente entre los jóvenes. La situación empeora por la falta de relación entre las capacidades que ofrecen los trabajadores y las que requiere el mercado laboral. Esto apunta al rápido desarrollo del progreso tecnológico que causa trastornos en el mercado laboral, aunque los sistemas educativos también son causantes de estos trastornos al producir graduados que no pueden conseguir empleo.

Migración: los incidentes sobre jóvenes africanos ahogados en el Mar Mediterráneo son un testimonio claro de su falta de confianza en la habilidad del continente para ofrecerles algo mejor. En 2000, alrededor del 13% de los migrantes internacionales (22,8 millones de personas) era originario de África. En 2013, la cantidad ha aumentado en más del 60%, lo que se traducen en un 16,2% (37,5 millones) de inmigrantes de origen africano. La principal razón para emigrar de África es la búsqueda de oportunidades y un futuro mejor.

Radicalización: el extremismo religioso ha causado la muerte de más de 18.000 africanos solo en los últimos cuatro años, según la Base de Datos del Terrorismo Mundial. Un informe reciente producido de la ONU indicó que el reclutamiento mundial de extremistas aumentó en un 71% entre enero de 2014 a marzo de 2015. La falta de oportunidades entre los jóvenes es un motor primordial de la radicalización que lleva al extremismo violento.

El PNUD, a través de su centro regional en Addis Abeba, está lanzando una iniciativa con un enfoque de tres vertientes que se ocupa de las manifestaciones de la marginalización de los jóvenes a la vez que atiende sus principales causas.

Para contrarrestar la migración irregular se está adoptando un enfoque regional que combina el apoyo a las entidades regionales para las políticas de migración con la creación de capacidades para las instituciones relevantes, al tiempo que se sientan las bases de una transformación económica estructural que dé oportunidades a todos.

Junto con expertos mundiales, el PNUD está finalizando una respuesta de desarrollo para contrarrestar la radicalización ligada a la acción preventiva, lo que incluye comprender los motores de la radicalización, sus manifestaciones a nivel nacional y regional, y cómo se puede ayudar a los gobiernos, comunidades y  ciudadanos para que respondan.

En todas nuestras actividades, el objetivo es ampliar el espacio político y económico para los jóvenes.

Los jóvenes en su mayor parte han quedado al margen del reciente crecimiento económico en África, y no les va mejor en la esfera política. La edad promedio del ciudadano africano es de 30 años, mientras que la de un jefe de Estado africano es de 70 años, la mayor diferencia de edad entre los que gobiernan y los gobernados en el mundo.

La iniciativa respaldará la participación política de los jóvenes, inclusive alentando los sistemas de cuotas dentro de los partidos políticos. En el ámbito económico, el PNUD creará iniciativas nacionales para mejorar la capacidad de empleo de los jóvenes, cerrar la brecha de capacidades y conectar los conocimientos con el mercado.

Parafraseando la Carta de los Jóvenes Africanos: la ventaja comparativa de África está en su población joven, y solo a través de ellos s será capaz de sobreponerse a las dificultades que le esperan en el futuro.

África Juventud Blog post Desarrollo sostenible Mohamed Yahya

PNUD En el mundo

A

Afganistán Albania Algeria Angola Arabia Saudita Argentina Armenia Azerbaiyán

B

Bahrein Bangladesh Barbados Belarús Belice Benin Bhután Bolivia Bosnia y Herzegovina Botswana Brasil Burkina Faso Burundi

C

Cabo Verde Camboya Camerún Chad Chile China Chipre Colombia Comoras Congo (República del) Congo (República Democrática del) Corea (República Popular Democrática de) Costa Rica Côte d'Ivoire Croacia Cuba

D

Djibouti

E

Ecuador Egipto El Salvador Emiratos Arabes Unidos Eritrea Etiopía

F

Filipinas

G

Gabón Gambia Georgia Ghana Guatemala Guinea Guinea Bissau Guinea Ecuatorial Guyana

H

Haití Honduras

I

India Indonesia Irán Iraq

J

Jamaica Jordania

K

Kazajstán Kenya Kirguistán Kosovo (según Res 1244 del Consejo de Seguridad ONU) Kuwait

L

Lao RDP Lesotho Líbano Liberia Libia

M

Macedonia (ex República Yugoslava de) Madagascar Malasia Malawi Maldivas Malí Marruecos Mauricio y Seychelles Mauritania México Moldova Mongolia Montenegro Mozambique Myanmar

N

Namibia Nepal Nicaragua Níger Nigeria

O

Oficina del Pacífico

P

Pakistán Panamá Papua Nueva Guinea Paraguay Perú Programa de Asistencia al Pueblo Palestino

R

República Centroafricana República Dominicana Rusia Federación de Rwanda

S

Samoa Santo Tomé y Príncipe Senegal Serbia Sierra Leona Siria Somalia Sri Lanka Sudáfrica Sudán Sudán del Sur Suriname Swazilandia

T

Tailandia Tanzania Tayikistán Timor-Leste Togo Trinidad y Tabago Túnez Turkmenistán Turquía

U

Ucrania Uganda Uruguay Uzbekistán

V

Venezuela Viet Nam

Y

Yemen

Z

Zambia Zimbabwe