“La buena gestión genera las condiciones de gobernabilidad necesarias para implementar procesos de transformación”

Miguel Cereceda, Coordinador Proyecto Regional SIGOB-PNUD


El SIGOB (Sistema de Gestión para la Gobernabilidad) es una propuesta integral para promover la efectividad y transparencia en la gestión de la alta dirección, promovida directamente por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) e implementada con éxito en varios países de América Latina. Está dirigida a aquellas instituciones en las cuales el titular ha sido elegido democráticamente. Por lo tanto, estamos hablando de sistemas de gestión en oficinas de presidentes, gobernadores, alcaldes. Esta formado por un conjunto de herramientas. Una de estas es un software que permite tener una unidad de registro público y transparente; segundo, es un mecanismo de comunicación claro y; tercero, brinda un espacio de almacenaje de información relevante que ayuda a que las acciones que decidamos tengan una memoria organizada. De esta manera no se depende del talento de una o dos personas, sino de un talento que la institución va guardando y registrando, produciéndose una verdadera gestión del conocimiento producido y evitando la pérdida de memoria institucional que suele ocurrir con los cambios de autoridades y la alta rotación de funcionarios.

¿Cuál es el objetivo principal del SIGOB al ser aplicado en una institución?

Tenemos un enfoque que dice que la buena gestión, por sí sola, no es suficiente, sino que tiene que existir una gestión que genere condiciones de gobernabilidad. Ese es el objetivo. En el plano de la acción política esto es muy concreto: generar un ambiente de cooperación para la implementación de los proyectos de transformación.

¿Cómo se logra esto?

El SIGOB pretende entregar un conjunto de herramientas, metodologías y procedimientos de trabajo para que grupos de personas, que son del gobierno, empiecen a tener una rutina cotidiana para anteceder cualquier tipo de conflicto que se genere en los programas de desarrollo. Este sistema utiliza varios módulos para lograr esta tarea.

¿Cuáles son los módulos más importantes y qué importancia tienen?

Uno es el sistema de metas, que está abocado a manejar la gerencia de las diez prioridades que tienen los presidentes. Así trabajamos con las prioridades de los despachos presidenciales de Brasil, Colombia y Chile, entre otros.

¿El sistema de metas trabaja directamente con los líderes?

Las metas son elegidas por los presidentes, gobernadores, alcaldes. Es decir, los líderes. Pero se trabaja con toda la red de personas vinculadas: los encargados de los proyectos, los gerentes de economía, los ejecutores, entre otros.

Otro módulo importante es el de transferencia documental (transdoc)

Sí, es uno de los más demandados en la región. Calculo que 25 mil personas lo están usando. Es una actividad necesaria para liberar capacidad analítica y poner atención en las cosas de prospección. Uno de los objetivos es eliminar la cantidad de procedimientos absurdos en las oficinas. Transdoc hace un ejercicio de racionalización y lo que se pretende es que los papeles vayan a donde deben ir.

¿De qué trata el módulo de la agenda del presidente o líder?

Se denomina centro de gobierno del presidente o de la presidencia, y es un módulo que trabaja el día a día del conductor. Cómo se hace su agenda, qué tareas tendrá, pero no como si fuese el outlook o la gestionitis; lo que pretendemos a partir de los procedimientos y métodos que hemos ido desarrollando es vincular la agenda estratégica de los gobiernos a la agenda cotidiana del presidente.

¿Otro módulo que considere importante?

El sistema de acción comunicacional, que funciona desde la siguiente perspectiva: programamos para hacer y hacemos para comunicar. Aquí necesariamente se pueden utilizar medios alternativos a la comunicación que se da a través de periódicos o revistas.

¿De qué manera?

Hay lugares donde los medios no están de acuerdo con los gobiernos, es decir son contrarios. Ahí procuramos una comunicación más directa, estructuramos listas con nombres de personas vinculadas con la población. Por ejemplo, para el caso de la creación de un hospital, se podría buscar grados de asociatividad con los médicos. Luego, se les envía información semanal de los avances del hospital por medio de mensajes de texto o email, así ellos lo comunicarán oportunamente. Esa es una buena estrategia comunicacional.

¿Cuándo se empiezan a observar los cambios con la implementación del SIGOB?

Aunque sea difícil de creer, este sistema genera resultados desde el segundo mes de haber sido implementado. El segundo mes es clave porque la gente dice que ha sido útil y quieren seguir adelante.

¿En el Perú con qué institución han trabajado?

Hasta ahora con la Presidencia del Consejo de Ministros, pero estamos en un proceso de divulgación en el cual  altos funcionarios se han interesado. Esperamos que en un breve lapso se concreten algunas de estas iniciativas porque el objetivo del PNUD es entregar esta herramienta para elevar el nivel de la gestión y la transparencia en las instituciones nacionales.